domingo, 2 de octubre de 2016

Alcalá de Henares, again


Vuelvo a Alcalá de Henares como turista después de mucho tiempo. En realidad nunca he dejado del todo la ciudad, por una causa u otra de vez en cuando la he visitado, incluso ahora trabajo de nuevo en ella, pero fue ayer cuando tuve la sensación de ser un turista, o un ex vecino de la misma que la recorre un sábado por la tarde dando una vuelta. 
Lo primero que me sorprendió es que hay mucha gente por el centro, o mucha más de la que yo recordaba. Entre que toda la calle mayor porticada está llena de terrazas, y que se mezclan turistas (cuidado cuando nos convertimos en hordas... somos peligrosos... y maleducados) con gente endomingada de sábado por la tarde, el resultado es masivo, que puede tener su gracia, pero también agobiar.
Lo que no me sorprendió, y me sigue encantando, es que siempre hay sorpresas. Descubrí una iglesia dedicada a San Lorenzo junto al Hospital de Antezana, que mantiene su función desde el siglo XV.

La iglesia es muy estrecha, con una capillita con cúpula fascinante, con pinturas en torno al santo titular más que destacables y perdidas en el tiempo, y con una sensación general de entrar en otro tiempo que en Alcalá, en muchos lugares, todavía se da. En el Hospital de Antezana también, hasta que una horda turística te recuerda, al golpearte, que tú no estás en el grupo y por lo tanto te has de quitar de enmedio, según su criterio, claro.
Menos mal que quedan los atardeceres con una luz muy especial...
Y menos mal que quedan Cervantes y el Quijote. Más o menos inventados, más o menos interpretados, más o menos utilizados... pero ¿qué más da?


lunes, 1 de agosto de 2016

Por Granada siguiendo a Lorca

Seguir a Lorca por tierras de Granada es al tiempo fácil (todos sus sitios parecen estar referenciados e incluso accesibles) y a veces también difícil (puede ser muy complicado llegar o te quedas con la sensación de falta de información).

Durante estos días con Milena buscando al poeta y saber sobre los lugares donde vivió y murió he pensado muchas veces si somos justos con su memoria. Me pareció que no, pero quizá tenía razón quien me decía que a Lorca se le reconoce de forma justa, se le estudia, se le valora siempre más, y tiene la importancia como poeta y como dramaturgo que se merece. También se llora la injusticia de su muerte, y se anhela lo que pudo haber hecho si con esa edad, y en plena madurez, ya había logrado tanto. Quien le asesinó, o quien lo encargó, no lo hizo por ideas políticas o condición sexual, ni siquiera por ser un símbolo. Para mí cobra siempre más fuerza la idea de envidias y conflictos cercanos como desencadenante... las miserias que en una guerra civil encuentran cobijo.

Tengo también la sensación de que se siguen callando cosas, lo que pasa es que no sé por qué, ni casi por parte de quién.

Visitar los lugares de Lorca en Granada te lleva a la Huerta de San Vicente, la casa de verano cuando la familia ya no los pasaba en Fuente Vaqueros o en Valderrubio, al hoy restaurante Chikito, donde tenía su tertulia, al instituto, a los lugares que recorría y que están relacionados con su obra. Debes pasar y parar en los lugares donde se formó estudiando (cuanto insisten en que era mal estudiante porque no le interesaba... ¿y qué más da?), donde fue preso, donde empezó a destacar como literato, como autor teatral, a los lugares relacionados con Falla o con la familia. En los alrededores de la ciudad de la Alhambra hay que ir a sus casas de verano y en realidad de origen de la familia y de la riqueza que adquirieron: Fuente Vaqueros y Valderrubio (las dos interesantes, un gran descubrimiento el segundo). Para mí, desde el poco saber previo, todo adquirió sentido cuando al final de nuestro recorrido visitamos Valderrubio y nos explicaron su obra, los orígenes, la relación con el terreno... con las vivencias de infancia de lo que escribió luego... y como traca final, ver la casa donde viviría una Bernarda Alba real que inspiraría la historia tuvo un significado especial.

Lorca transformó lo que vivió y sintió en historias nuevas aunque inspiradas en lo que había visto y oído. Otra forma de crear, un maravilloso modo de imaginar y plasmarlo en una obra. Historias originales que venían de la tradición y de la realidad del patio de al lado. Saber que su obra es cierta o que lo fue en parte, además de la belleza y el drama, le añade un marchamo único, apegado a la tierra y a la realidad que le tocó vivir y soñar. NO sé si es un plus, pero si creo que es una circunstancia que le explica.

Para su muerte hay que visitar el barranco que entre Víznar y Alfakar fue el lugar donde fue asesinado (¿de verdad este país puede asumir que no se sepa dónde está su cuerpo y no se haga nada en serio al respecto?) y luego el parque que con su nombre hay en Alfakar. Quizá este parque, su soledad y sobriedad, su grandeza en su desamparo, sean la mejor metáfora de cómo olvidamos a veces a nuestros grandes en esta España nuestra...

Buscar a Lorca en Granada ha sido un tributo y un homenaje al poeta. Un viaje emocionante, sorprendente e intenso, que agradeceré siempre a quien lo ha motivado.

Se le vio caminar...

Labrad, amigos,

de piedra y sueño en la Alhambra,

un túmulo al poeta,

sobre una fuente donde llore el agua,

y eternamente diga:

el crimen fue en Granda, ¡en su Granada!

Antonio Machado

La ermita de Nuestra Señora de la Antigua de Carabanchel y San Isidro

La ermita de Nuestra Señora de la Antigua de Carabanchel es el edificio más antiguo de la capital. En sus inmediaciones se dieron algunos de los milagros del santo, alguno de los más conocidos. Su restauración rescató sorpresas e información, y dejó a la vista un espléndido edificio que merece la pena destacar. En el artículo, disponible en Madrid Histórico 64 se pretende hablar de la ermita y de su morador más importante, y hacer un repaso a sus historias. Ver un adelanto en http://www.revistamadridhistorico.es/2016/06/la-ermita-de-nuestra-senora-la-antigua-y-san-isidro/

domingo, 10 de abril de 2016

Sobre la identidad digital

No lo había pensado mucho hasta ahora... Me piden en el curso que me busque y que vea si lo que veo está bien. No está mal, cosas sobre publicaciones y poco más, suficiente para hacerse una idea de qué hace, y al tiempo se ve la posibilidad también de ver cómo piensa. Sobre todo si se rastrea la participación en redes sociales. Por un lado "qué miedo...", por otro, "se puede controlar...", o no. Todo está en la red, y casi todo lo hacemos en la red. Sólo hay que saberlo, no hay privacidad, y por eso hay que trabajarla mucho

sábado, 12 de diciembre de 2015

Las ofertas en educación...

Estamos a una semana de las elecciones. Algo se mueve en educación. En realidad como siempre, en realidad como nunca.
No es objeto de esta entrada pensar en qué es lo mejor, cada uno pensaremos de un modo. Pero sí que lo es llamar la atención sobre algo en lo que quizá deberíamos estar todos de acuerdo: si no conseguimos una ley de educación que sea de todos... seguiremos en este círculo vicioso siempre, o al menos hasta que lo consigamos.
Es casi como el mito del eterno retorno, pero para mal.

lunes, 3 de junio de 2013

Empiezo el blog con una convocatoria. Ya llegará la introducción, la explicación, y las historias, robadas o no.

 La idea de la disertación es tratar de utilizar los personajes literario e histórico como un recurso pedagógico: buscar posibilidades, ideas, modos de enfocar la historia, la geografía y la literatura en torno a Drácula.